CGTP-Logo
>ADS



2/12/2019

En La Opinión De La Profesora Nelva Reyes Barahona: Por el rescate del Pausílipo.



Hace poco, visité con Athenas y Alhanna, mis nietas, el Pausílipo, para que ellas lo conocieran.

El Pausílipo era una finca del Dr Porras, cuyo nombre es de origen griego, que se le daba a unas colinas que rodeaban la ciudad italiana de Nápoles, fundada por los griegos hacia el año 600 a. C., nos relata el tríptico que se le da a los visitantes.

El Dr. Belisario Porras adquiere esta finca en 1880 a su regreso de Europa, donde había ido a estudiar.

La finca está ubicada en el corregimiento de Tablas Abajo, muy cerca de la playa Las Comadres, en el distrito de Las Tablas.

Según nos relata Omar Ureña, la finca cuenta con dos hectáreas de terreno, donde está construida la casona. La casa fue construida con paredes de adobe, techo de tejas, y madera de la región, tiene dos cuartos donde se encuentra el escritorio usado por el Dr. Porras y una sala de reuniones con sillas de cuero, una mesa de madera tallada, cuenta con corredor típico de las construcciones del interior que la circunda por los costados.

El nombre Pausílipo fue adoptado por el Dr. Porras al registrar esta propiedad ante el notario público el 16 de agosto de 1895.

La casa fue construida en 1889. ‘Durante los años en que el doctor Belisario Porras ocupara la Presidencia de la República fueron muy frecuentes las visitas al Pausílipo. En estas memorables ocasiones la finca abría sus puertas para acoger a gente de diversas extracciones sociales, allí se reunían sencillos campesinos de la región, políticos de gran renombre, embajadores y diplomáticos de muchos países del orbe, además bajo los aleros acogedores de la casona se celebraron varios consejos de Estado, en los que se dirimieron importantes problemas concernientes a asuntos transcendentales para nuestro país; es decir que la Presidencia de la República fue trasladada a la histórica casona en repetidas ocasiones. Así nos manifiesta Omar Ureña, encargado por el INAC.

En 1976, gracias a la acción mancomunada de los municipios de la provincia de Los Santos, la vieja casona, abatida por los años y por la desidia del hombre, más dos hectáreas de terreno adyacente, pasaron a formar parte de los patrimonios de la nación panameña.

‘La Dirección Nacional del Patrimonio Histórico se encarga del proyecto de su ‘Puesta en Valor', para convertirlo en un parque histórico, como homenaje a la portentosa obra del Gobierno del ilustre caudillo liberal y que sirviese de paradigma de nuestras generaciones presentes y futuras.

En 1977 se iniciaron los trabajos de restauración de la casona, se hace el levantamiento de la planta y la fachada del inmueble por el arquitecto Eloy Chan y Demetrio Toral, en su calidad de secretario de la Comisión Nacional Arqueológica y Monumentos Históricos, quien fue el encargado de supervisar los trabajos'.

La biografía del doctor Belisario Porras Barahona nos dice que fue abogado, arquitecto, escritor, poeta, profesor, diplomático, militar-político y periodista. Tres veces presidente de la República: 1912 - 1916, 1916 – 1920, 1920 - 1924. Nació en la ciudad de Las Tablas, el 28 de noviembre de 1856 y muere el 28 de agosto de 1942. Participó en la Guerra de los Mil Días, bajo la posición liberal.

Diferentes obras se impulsaron y se establecieron bajo su administración, tales como la cárcel Modelo, el Banco Nacional, el Registro Civil, y Público, el Hospital Santo Tomás, llamado por sus detractores ‘el elefante blanco', ya que según ellos era muy grande para la época, hay una anécdota que en 1942, cuando habían transcurrido solo 18 años de la inauguración del Hospital Santo Tomás ‘el Dr. Porras acude a atenderse y no había cama', también se nacionalizó la Lotería Nacional de Beneficencia, Archivos Nacionales, entre otros.

Hoy, el Pausílipo, en calidad de urgencia, requiere atención antes que la casona muera.

La casona debe ser un sitio para que quienes lo visiten puedan conocer, por medio de videos, relatos históricos, las obras promovidas e impulsadas por el doctor Porras, y el papel que él jugó al inicio de la República. El INAC, no solo debe ser un instituto, sino un ministerio que cuente con los recursos que se demanden para preservar sitios de nuestra historia, como el Pausílipo.

LA AUTORA ES SECRETARIA GENERAL DE LA CENTRAL GENERAL AUTÓNOMA DE TRABAJADORES DE PANAMÁ (CGTP).

1/30/2019

En La Opinión De La Profesora Nelva Reyes Barahona: Señor Presidente...


La violencia doméstica sigue llevando el temor, la inseguridad, el mal ejemplo para niñas y niños en las familias panameñas.

En lo que va de enero, cuatro personas, dos mujeres y dos hombres, han muerto víctimas de violencia doméstica, las cuatro han sido jóvenes que no pasan los cuarenta años, dejando niños huérfanos, a quienes se les agudizarán las dificultades para su sobrevivencia.

Señor presidente: el derecho a la vida sin violencia que tenemos todos los ciudadanos/as de este país, es un deber que tiene el Estado de garantizar por medio del Gobierno a una vida sana, digna y decorosa. Esto es una responsabilidad de Estado.

El problema de la violencia doméstica no puede ser atendido como se pretende hacer por medio de un proyecto de ley que en su artículo 1 señala: 'Se crea el Patronato contra la violencia doméstica y violencia de género, en adelante el Patronato, como entidad de interés público y social, con personería jurídica, patrimonio propio y autonomía, en su régimen administrativo, económico y financiero que se regirá por esta Ley'. Sin embargo, en cuanto a lo económico el artículo 7 señala que el patrimonio del Patronato estará constituido por: Acápite 1: 'los fondos que le asigne el Estado'.

Las distintas organizaciones de mujeres del país demandaron una Ley que tipificara el femicidio como un delito y se trabajó en la 'Ley 82 del 24 de octubre de 2013, que adopta medidas de prevención a la violencia en las mujeres y reforma el Código Penal, para tipificar el femicidio y sancionar los hechos de violencia contra la mujer'. El Artículo 5 de la Ley 82, establece: 'Responsabilidad. El Estado es responsable de respetar los derechos de las mujeres y de contribuir en la eliminación de la violencia contra estas, consignados en los instrumentos internacionales ratificados por la República de Panamá como la Convención Interamericana para prevenir, sancionar y erradicar la Violencia Contra la Mujer y demás Convenios de derechos humanos'.

La Ley 82 del 24 de octubre de 2013, al ser una Ley Integral, toca todos los aspectos relativos a la violencia y señala las medidas que se necesitan.

Demandamos que esta Ley sea divulgada y conocida por toda la sociedad. Además que se destinen los recursos que sean necesarios para establecer los Centros del Instituto de la Mujer (Cinamu), en todos los corregimientos del país. En la actualidad hay 14 Cinamu, las compañeras que laboran en los mismos nos han testimoniado que, además de la atención profesional que hacen (psicólogas, abogadas, orientadoras), la presencia de los mismos en las comunidad han tenido resultados positivos para las familias de dichas comunidades.

La violencia contra la mujer se da a nivel verbal, física, patrimonial, sexual, psicológica. Cuando salen muertes en los medios de comunicación por violencia doméstica, ya esta tiene tiempo de venirse sufriendo. Las propias mujeres víctimas de violencia así lo indican.

La Ley 82 de octubre de 2013, en el Artículo 34 dice: ‘El Consejo Nacional de Periodistas tendrá las siguientes obligaciones:

• Impulsar la difusión de mensajes y campañas permanentes de sensibilización y concienciación dirigida a la población en general y en particular a las mujeres, sobre los problemas más relevantes de las mujeres y su derecho a vivir una vida libre de violencia.

• El acápite 5, señala: Promover, como un tema de responsabilidad social empresarial, la difusión de campañas publicitarias para prevenir y erradicar la violencia contra la mujer'.

De igual manera, la Ley 82 le indica al Ministerio de Educación en el Artículo 28, Acápite 3: ‘Eliminar los contenidos sexistas en todos los textos educativos y material didáctico que fomenten la construcción de representaciones sociales discriminatorias y justificantes de las jerarquías sexuales'.

Señor presidente, el hecho de ser mujer significa, al igual que el hombre, que somos seres humanos, con iguales derechos. A ningún hombre se le da la potestad para agredir, insultar, faltar el respeto y llevar a una mujer hasta la muerte.

Demandamos la aplicación en toda su esencia de la Ley 82 del 24 de octubre de 2013, lo cual llevaría a ir construyendo relaciones sanas y que las prácticas machistas, patriarcales y violentas dejen de ser parte de la vida cotidiana de miles de familias panameñas.

LA AUTORA ES SECRETARIA GENERAL DE LA CENTRAL GENERAL AUTÓNOMA DE TRABAJADORES DE PANAMÁ (CGTP).