CGTP-Logo
CSUADSITUC-CSI-IGB



7/20/2017

Inicia la Formalización del Sindicato de Trabajadoras del Hogar de Panamá

Compañeras del Sindicato en Formación de Trabajadoras del Hogar entregan solicitud a la Viceministra Zulfi Santamaría, en presencia de la Profesora Nelva Reyes Barahona, Secretaria General de la CGTP.
La lucha por la organización gremial y sindical de los trabajadores y trabajadoras panameños es uno de los pilares de esta Central, trabajamos arduamente en distintas labores que tienen como objetivo fomentar la asociación de los trabajadores de distintas áreas y profesiones, para la defensa de sus derechos.

El día 18 de julio representantes del Sindicato en Formación de las Trabajadoras del Hogar se hicieron presentes ante el Ministerio de Trabajo y Desarrollo Laboral a presentar la documentación donde se le solicita la Personería Jurídica para el Sindicato de Trabajadoras/es del Hogar y Afines . Las compañeras/os del sindicato en formación estuvieron acompañadas de la Profesora Nelva Reyes Barahona, Secretaria General de la Central General Autónoma de Trabajadores de Panamá, y Luis Herrera Secretario de Defensa, y las compañeras Yazmira Esquina, Vielka Muñoz y Gloria Benedí. Esta delegación fue recibida por la Viceministra de Trabajo Licenciada Zulfi Santamaría, el Licenciado Luis Rivera jefe del departamento de Organizaciones Sociales y el Licenciado Alfonso Rosas, Secretario General del Ministerio de Trabajo y Desarrollo Laboral.

Este logro se debe en gran medida a la lucha organizada de millones de trabajadores y trabajadoras a al rededor del munido, para pedir el reconocimiento de los trabajadores y trabajadoras del hogar. 
Gracias a esta constante lucha se logro en el 2011 la aprobación por parte de la Organización Internacional del Trabajo el Convenio 189 Convenio sobre el trabajo decente para las trabajadoras y los trabajadores domésticos, el cual entro en vigor en el año 2013,  y que se ha convertido en un parteaguas, que contribuye a que más hombres y mujeres trabajadores del hogar, en el mundo se puedan organizar. 

La Profesora Nelva Reyes Barahona,  Secretaría General de la Central General Autónoma de Trabajadores de Panama, nos comenta para esta nota como ha sido este camino de lucha en pro de los derechos de los trabajadores y trabajadoras del hogar en Panamá 

"Hace treinta años, en 1987, trabajábamos en la lucha por los derechos de la mujer  y en este contexto, publicábamos la revista Mujeres, Adelante. En el número N°10 de marzo de ese año, el artículo titulado: 'El duro camino de la ciudad . Testimonio de una Trabajadora Doméstica'. Diez demandas finalizaban el artículo una de ellas era: TENER EL DERECHO A LA LIBERTAD DE ORGANIZARSE COMO TRABAJADORAS DOMESTICAS." 

Pareciera mentira que han pasado 30 años de aquel planteamiento, la insistencia que hemos hecho cada 8 de marzo y en las distintas escenas en las cuales hemos participado en la búsqueda de mejorar las condiciones laborales de la trabajadora del hogar, visibilizar y valorar su trabajo".

7/08/2017

CSI Fija la Posición Sindical para el Foro Político de Alto Nivel 2017 y los ODS 2030


La Confederación Sindical Internacional (CSI) organismo que aglutina a millones de trabajadores y trabajadoras alrededor del mundo y al que esta adscrita la Central General Autónoma de trabajadores de Panamá, público este 7 de Julio del 2017, el documento que fija la posición de los sindicatos para el Foro Político de Alto Nivel 2017 (FPAN) – el mecanismo de seguimiento y revisión de la Agenda 2030 y los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) .

La reunión anual, bajo los auspicios del Consejo Económico y Social de las Naciones Unidas (ECOSOC), tiene como objetivo hacer un seguimiento de los avances hacia el logro de los ODS. El tema del FPAN de este año, que se celebrará en Nueva York del 10 al 19 de julio, es Erradicar la pobreza y promover la prosperidad en un mundo cambiante.

El documento de posición sindical se titula luchar contra la pobreza y promover la igualdad de genero. Hace hincapié en el enfoque integral del Programa de Trabajo Decente como marco para la aplicación de los ODS. Destaca que para lograr el ODS 1 (fin a la pobreza), el ODS 3 (vida saludable y bienestar), el ODS 5 (igualdad de género) y el ODS 9 (industria, innovación e infraestructura) es fundamental garantizar con éxito los componentes del Programa de Trabajo Decente.

El documento de posición explica el papel de los salarios vitales mínimos para hacer frente a la pobreza e impulsar la economía. Además, hace hincapié en el papel de los sistemas de protección social para combatir la pobreza y promover el crecimiento incluyente. Con respecto a la igualdad de género, detalla cómo el mercado de trabajo y las políticas sociales pueden contribuir a reducir la brecha salarial de género y destaca cómo invertir en la economía de cuidados puede eliminar barreras para el empleo de la mujer. Con respecto a la salud, pone de relieve la importancia de las normas de salud y seguridad en el trabajo para garantizar el bienestar dentro y fuera del trabajo. El documento de posición incluye un conjunto de recomendaciones para los gobiernos:

Conclusiones y Recomendaciones 

• Poner en práctica los salarios mínimos vitales con la participación plena de los interlocutores sociales. Los salarios mínimos deberían tener en cuenta el coste de la vida, basarse en datos empíricos y ser examinados y ajustados periódicamente (p.ej. tener en cuenta la inflación). Garantizar los derechos de negociación colectiva para lograr salarios justos superiores al baremo del salario mínimo.

• Garantizar una protección social adecuada y universalmente accesible de conformidad con el Convenio dan. 102 y la Recomendación núm. 202 de la OIT mediante la adopción de medidas para crear espacio fiscal para servicios sociales cuando sea necesario. 

• Armonizar la legislación y las prácticas de aplicación nacionales en relación con la libertad de asociación, el derecho de sindicación y negociación colectiva y la no discriminación con las normas fundamentales del trabajo de la OIT y promover el diálogo social entre empleadores y trabajadores. Esto establecerá la base jurídica necesaria para instaurar y mantener la cooperación social/diálogo social; negociar marcos salariales y de protección social para eliminar la pobreza; ro promover la igualdad de género en el mundo del trabajo; y ofrecer instrutnentos críticos a los trabajadores más vulnerables para salir del agujero de la pobreza, lo que incluye a los trabajadores de la economía informal, los trabajadores migrantes. las minorías étnicas. raciales y religiosas, y las personas con discapacidades.

• Apoyar la transición de la economía informal a la resanaría formal para aumentar la seguridad laboral y de ingresos de los trabajadores y generar recursos fiscales para garantizar los sistemas de protección social y los servicios públicos de calidad.

• Reducir las disparidades de acceso a la protección social entre hombres y mujeres acreditando adecuadamente para prestaciones contributivas los periodos de cuidado, proporcionando prestaciones por supervivencia y garantizando el acceso universal a ayuda a los ingresos. 

• Garantizar el acceso a servicios de cuidado de calidad y asequibles para respaldar el empoderamiento económico de la mujer y promover el bienestar de los niños y las personas que necesitan el cuidado, como los enfermos y los ancianos.

• Mejorar la calidad de los empleos en el sector del cuidado formal para aumentar el atractivo de los trabajos en el sector del cuidado, así como garantizar la prestación de servicios de alta calidad.

• Aumentar significativamente la inversión en servicios públicos de calidad para garantizar el acceso universal a la atención sanitaria y la educación primaria y secundaria gratuita.

• Ratificar el Convenio núm. 189 de la OIT sobre el trabajo decente para las trabajadoras y los trabajadores domésticos e integrarlo en la legislación nacional.

• Hacer un seguimiento de las recomendaciones del Panel de Alto Nivel sobre el Fortalecimiento Económico de la Mujer para reconocer, redistribuir y reducir el trabajo relacionado con los cuidados y garantizar trabajo decente para los trabajadores que dispensan cuidados remunerados, incluidos los trabajadores migrantes.

• Los gobiernos deberían cumplir con su responsabilidad de hacer cumplir las normas de seguridad y salud en el trabajo y se debería animar a las empresas a invertir en estas normas para sus trabajadores en toda la cadena de suministro.

• Ampliar la investigación tecnológica para fomentar la difusión de la innovación, por medio del apoyo a la investigación y el desarrollo y la investigación tecnológica a través de la financiación pública, y seguir destinando recursos a la investigación.

• Crear “ecosistemas" (grupos de intercambio, plataformas, etc.) para facilitar los vínculos entre la investigación y las industrias sobre el terreno para que se conviertan en verdaderos canales de difusión de la innovación, lo que beneficiará a las pequeñas y medianas empresas en particular.

• Renovar las competencias y facilitar an transmisión en beneficio del desarrollo sostenible. El examen de las oportunidades de trabajo creadas por la transición hacia una economía con emisiones bajas de carbono debe ir acompañado de un cambio en la formación inicial y continua hacia trabajos de este tipo.

• Garantizar una transición justa a sociedades sin emisiones de carbono; los trabajadores y los sindicatos deben participar en este proceso.

VER EL DOCUMENTO EN  LINEA


7/02/2017

La CGTP a Favor de la Licencia de Paternidad para los Trabajadores en Panamá


La Licencia de paternidad es una necesidad de las y los trabajadores, la cual contribuye a compartir la responsabilidad del cuidado en el hogar. Desde el año 2001, la Secretaría de Género de la CGTP ha demandado la licencia de paternidad para los trabajadores.

Nos hacemos eco de la Declaración Universal de los Derechos Humanos, que en su Artículo 16, parágrafo 3, estipula "que la familia es el elemento natural y fundamental de la sociedad y tiene derecho a ser protegida por la sociedad y el Estado". 

Igualmente, del Pacto Internacional de Derechos Económicos y Sociales, que en esa misma línea, en su Articulo 10, parágrafo 1, reconoce que "Se debe conceder a la familia, que es el elemento natural y fundamental de la sociedad, la más amplia protección y asistencia posibles, especialmente, para su constitución y mientras sea responsable del cuidado y la educación de los hijos a su cargo".

Por otro lado, La Organización Internacional del Trabajo (OIT), ha indicado que para garantizar la igualdad de oportunidades para las y los trabaja-dores con responsabilidades familiares, una de las principales obligaciones del Estado, es activar políticas que incentiven la participación de los hombres en las actividades del cuidado, entre ellas, el proceso de adopción de licencias de paternidad remunerada, y de una duración adecuada.

Para nosotros, el cuidado de una madre y un niño recién nacido, requieren de mucha protección. No podemos seguir manteniendo prácticas alejadas del discurso de igualdad de oportunidades que promueven la inequidad. Ya en nuestro país, algunos sindicatos han negociado en sus convenciones colectivas la licencia por paternidad. Hoy, desde nuestra Secretaría de Género, demandamos que esta licencia sea para todos los trabajadores, tanto del sector público, como del privado.