CGTP-Logo
>ADS



3/12/2019

En La Opinión De La Profesora Nelva Reyes Barahona: 8 de Marzo Día Internacional de la Mujer Trabajadora

Corría el mes de marzo de 1857, en Nueva York, miles de mujeres que trabajaban en la industria textil salieron a las calles a protestar en contra de los míseros salarios y las condiciones inhumanas en las cuales trabajaban. La manifestación fue dispersada por la policía a punta de macanazos y cientos de trabajadoras fueron heridas. Diez años después en marzo de 1867 se lleva a cabo una huelga de planchadoras de cuello en Nueva York, las mujeres denunciaban la situación a la cual eran sometidas y la patronal amenazó que tenían que volver a los trabajos con salarios inferiores a los que ganaban.

En 1910 se lleva acabo en Copenhague, Dinamarca, la Segunda Conferencia Internacional de la Mujer, allí la socialista Clara Zetkin planteó que se asumiera el 8 de Marzo como el día para exigir todos los derechos políticos, sociales, económicos de las mujeres, reivindicando la lucha llevada a cabo por las mujeres trabajadoras neoyorkinas.

En marzo de 1911, más de 20 mil mujeres costureras, protestaron y exigían más salarios y menos horas de trabajo, ya que trabajaban hasta 16 horas diarias por míseros salarios, más de 146 mujeres murieron carbonizadas en la fábrica, al no contar la fábrica con salidas de emergencia. Marzo de 1917, las amas de casa de San Petersburgo salieron a protestar, exigían ‘Pan y Paz'.

Fueron estas luchas llevadas a cabo por mujeres trabajadoras, exigiendo, derechos laborales, políticos, económicos, sociales, por pan y paz, luchas que fueron reprimidas, y decenas de mujeres carbonizadas al incendiarse la fábrica donde laboraban, lo que llevó a que en la conferencia de Copenhague se aprobara el 8 de Marzo de cada año como el Día de la Mujer Trabajadora, para recordar a todas las mujeres que habían sido víctimas de los estamentos represivos de la patronal.

En Panamá, se han tenido logros importantes, producto de la lucha de generaciones de mujeres en diversas épocas. Así tenemos en la década de 1920, impulsadas por Clara González, se llevaron acabo diversas actividades por el logro de los derechos ciudadanos, ya que a la mujeres estos no le eran reconocidos. Con la Constituyente de 1946 estos son establecidos; el derecho a la licencia y el fuero de maternidad, fueron logrados e impulsados por la dirigente sindical Marta Matamoros; se han establecidos normas y Panamá ha sido signataria de convenios internacionales contra la discriminación por el hecho de ser mujer; aún hoy hay sectores empresariales que le solicitan a las trabajadoras pruebas de embarazo, eso es una discriminación a la mujer. Se logró la Ley 82 del 24 de octubre de 2013 que adopta medidas de prevención contra la violencia en las mujeres y reforma el Código Penal para tipificar el femicidio y sancionar los hechos de violencia contra la mujer.

Este 8 de Marzo se requiere la estabilidad laboral de miles de mujeres que laboran en el sector comercio, en el Estado, que tienen más de diez años de realizar contrato tras contrato; lo cual le impide a la trabajadora ser sujeta de crédito para obtener, por ejemplo, el derecho a una vivienda; se requieren Centros de Orientación Infantil en los ministerios y en los ‘molles'; legalización de la tierra y créditos blandos para las mujeres campesinas e indígenas que les permita adquirir los insumos para el trabajo de la tierra.

‘Las mujeres ganan 11 % menos salarios que los hombres desarrollando el mismo trabajo y laboran una media de 9,5 horas más que los hombres en la semana entre trabajo remunerado y no remunerado. Hay en Panamá discriminación en el salario por razón de género…', Informe de la situación del trabajo en Panamá año 2017, Udelas.

La participación organizada de las mujeres, sea esta gremial, sindical, política, sigue siendo desigual, en vista de la falta de condiciones que no le garantizan a las mujeres poder participar.

Hay que estar de manera permanente defendiendo y exigiendo que las normas establecidas se cumplan, y como bien decía Clara González: ‘No hay que esperar el tren, hay que hacer que el tren llegue'. Ese debe ser nuestro norte, hasta lograr la igualdad, la paridad y garantizar las condiciones para que las mujeres puedan participar y ocupar puestos de dirección.

Saludos a todas las mujeres trabajadoras.

SECRETARIA GENERAL DE LA CENTRAL GENERAL AUTÓNOMA DE TRABAJADORES DE PANAMÁ (CGTP).